Existen muchas actividades que debes de realizar en el día y que cada vez debemos de terminar bajo presión, ya que se llega a procrastinar y esto se debe a que no creamos estrategias, ni una rutina en la que podamos elaborar las actividades de acuerdo con su prioridad.

Algunos consejos y hábitos que te ayudarán a dejar de procrastinar:

Crear estrategias.

Debes crear e iniciar una rutina, determinando tus horarios de cada día para ser más productivo, debes hacer tus anotaciones y debes entender que tipos de tareas vas a realizar.

Después de crear tu rutina vas a crear tus hábitos de acuerdo con tus horarios y con esto vas a crear una estrategia para ir eliminando tus malos hábitos para darle una prioridad a los buenos.

 

Meditación.

La meditación es un hábito que se debe de añadir a la rutina de cada persona, y ayuda a lidiar con los problemas que nacen de los pensamientos y, al controlarlos, vencerás el proceso negativo.

Al meditar ayudarás a tu cuerpo a establecer una conexión entre tus pensamientos y tus hábitos que te ayudan a dejar de procrastinar.

 

Una cosa a la vez.

No tienes que llenarte de actividades y añadirlos a tu calendario o realizar un multitasking, ya que eso no te ayudara a crear hábitos positivos para realizar todas tus actividades, sino al contrario lo que debes realizar es una rutina en la que estés enfocada en una sola actividad y hasta que la termines, seguir con la siguiente actividad y así sucesivamente.

 

No te debes castigar por procrastinar.

Procrastinar no es malo hasta cierto punto, sino que lo malo es que a la vez que procrastinas creas malos hábitos, que perjudican a tus actividades y a tus rutinas.

Lo de debes hacer es lograr tener descansos entre cada actividad y liberar tu mente, para después seguir enfocado en tus actividades y realizarlas de acuerdo con tu rutina.

 

Gestiona tu tiempo.

Al momento de crear tu rutina debes realizarla con horarios, en los que determinas cuanto tiempo le vas a dedicar a cada actividad, en cuanto tiempo debes de terminar con esa actividad, esto se hace para terminar con tus actividades en un tiempo específico y a la vez que puedas elaborar un proyecto con todas las actividades que realizaste.

Contempla imprevistos en tus planes.

Debemos siempre determinar en nuestra rutina un tiempo extra muy aparte de que se ocupe o no, a esto se le “llama tiempo muerto”, esto sirve para realizar cambio de actividades, si se llaga a presentar una actividad en contratiempo, para seguir con tu rutina, esto es para cambiarla de tiempo y a la vez para que llegues a completar tus rutinas en el tiempo que se indicó y que puedas entregar tu proyecto finalizado en tiempo y forma.

Seleccionas tus planes por prioridades.

Esto se debe hacer porque llegamos a tener muchas veces actividades disueltas y que a la vez se llegan a completar con otra actividad, esto ayuda a que secciones las actividades que debemos realizar con mayor importancia y que ayudan a completar las actividades subsecuentes de menor importancia. (HOTMART, 2019)